Plan de Retorno Voluntario » abril 2, 2015

Daily Archives: abril 2, 2015

Retorno Viajes

De viaje por Mozambique (parte 2)

Published by:

Días 3 y 4. Bilene – Xai-Xai – Inhambane La próxima parada se sitúa en Ihnambane, segunda ciudad más antigua del país, que desde el siglo X se convirtió en el puerto más meridional usado por los árabes en su comercio de esclavos. Todavía hoy conseguiremos admirar dhows, antiguos veleros mercantes árabes. Enclavada en una de las regiones más desarrolladas del país, destaca por haberse convertido en una importante zona de producción de anacardos, de cítricos y de cocos, así como por su actividad agrícola y pesquera. Continuando por la carretera que recorre el litoral sur (EN1; dirección norte), a medio camino, nos detendremos en la playa de Xai-Xai (de 10 km. de extensión aprox.), bañada por las aguas del Océano Índico. El coral de arrecife que se extiende en paralelo a la línea de costa ofrece una excelente oferta para los entusiastas del snorkel. A 12 km dirección al interior, en la localidad homónima, situada a orillas del río Limpopo, encontraremos diversas tiendas, mercados repletos de puestos con comida local (marisco, rollitos de carne al estilo portugués –típico Pau, frutas, etc.), restaurantes, bares, pubs, cajeros automáticos, una oficina de correos y varios puestos de repostaje. A apenas 30 minutos dirección norte de Xai-Xai (40 km.) se emplazan diversos lagos de agua dulce, hogar de un sinfín de especies de aves, un auténtica reliquia para los más interesados en la avifauna. Ideales para también practicar el piragüismo, el esquí acuático, el windsur o el kitesurf, entre otros. Hasta Xai-Xai (215km) la conducción resulta bastante amena, pero a partir de este punto se vuelve más incómoda por la abundancia de baches. Ihambane, conocida como la tierra de buena gente, es una tranquila ciudad histórica situada a 485 km al norte de Maputo, considerada por muchos como una de las más bellas de Mozambique, por su espectacular despliegue arquitectónico colonial en el cual han tenido que actuar cerrajeros Donostia para abrir una puerta de un edificio histórico en sus propias vacaciones, que le confieren un encanto histórico y una experiencia cultural sin igual. En Inhambane disfrutaremos de su tranquila playa, repleta de millones de pequeños cangrejos que viven bajo la arena, y que presume de unas puestas de sol de incalculable valor. La Antigua Catedral, situada en plena línea costa, y la mezquita vecina resultan igualmente de interés. Os animamos a visitar el Mercado Central, donde podremos conseguir casi cualquier cosa que reproducen los lugareños: tallas de madera, cestería, textiles con tejidos y diseños autóctonos, sombreros, zapatos, sandalias, etc. Las frutas, los vegetales, y las especias no tienen desperdicio. Para el marisco y el pescado es preferible acudir al puerto. En la provincia homónima, de la cual es capital, destacan algunas de sus ecorregiones: la selva mosaico costera de Inhambane, la sabana arbolada de Miombo meridional, el salobral del Zambeze, y los fragmentos de manglar de África oriental. En toda esta zona tendremos la posibilidad de descubrir la auténtica idiosincrasia del mundo rural de Mozambique, formado por vastas extensiones de campos de o machambas. Para comer, se recomienda el Restaurante Maçaroca. Pachica es un lugar ideal para la conversación y el intercambio intercultural. Las opciones de alojamientos son variadas: O Rouxinol, la Casa de la Mujer Mozambiqueña, albergue propiedad de la Organización del mismo nombre (OMM); o la Casa de Donna Aissa. En Xai-Xai, se aconseja alojarse en Kaya Kayina, regentado por Donna Zeibuna, su propietaria, cuenta también con un establecimiento en Chokwe, llamado Limpopo, y el Motel Bilene. El Complexo Turistico Halley es otra excelente alternativa.

Días 5 y 6. Inhambane – Tofo (Isla dos Porcos e Isla dos Flamencos) Uno de los principales atractivos turísticos del sur del país es Tofo, donde confluyen la mayoría de los viajeros que visitan Mozambique. Retomamos la carretera EN259, y nos desplazamos desde Inhambane 22 km dirección norte. Se advierte no obstante de tomar precaución, pues la superficie de la carretera es bastante irregular. Si tenemos que parar a repostar, es conveniente prevenirse de las malintenciones de los dependientes, pues son famosos por tratar de aprovecharse de aquellos menos familiarizados con el Metical (MZN), divisa del país. Autobuses locales viajan diariamente al destino (de 5.30am and a 11.00am). Las chappas (taxis locales) son otra alternativa viable. El trayecto nos demorará 45 minutos aprox. Una vez en la Bahía de Barra, no podremos dejar de visitar las playas de Tofo, de 8 km de extensión, y Tofinho, menos frecuentado por los turistas; y de participar en alguna de las múltiples opciones para la práctica de buceo, windsurf o rutas a caballo. Tofinho es un lugar ideal para practicar surfing y fly fishing, y avistar cetáceos como ballenas, cachalotes, delfines y tiburones ballena, especie de peligro en extinción. Peri Peri Divers y Marine Megafauna Foundation ofrecen a diario excelentes excursiones en barco que incluyen travesías en lancha por el Océano Indico. Fatima´s Nest ofrece además travesías en velero tradicional por la Bahía do Barra, en la Playa de de “True Love” a la Isla dos Porcos e Isla dos Flamencos. Además de agradables paseos por el medio marítimo, se ofrecen visitas a comunidades locales como por ejemplo a la Isla de Porcos, famosa por su dedicación a la actividad pesquera y a la crianza de porcinos. El paquete incluye una comida en el destino típicamente mozambiqueña. De vuelta a Barra y disfrutaremos de nuevo de un agradable paseo en velero bajo el sol del atardecer, disfrutaremos de una agradable vista donde. Multitud de flamencos nos acompañarán a lo largo del recorrido. (Aunque no es imprescindible si bien es cierto que resulta necesario saber nadar) (Persona de contacto: Manuel +258 825506661).En el paseo marítimo de Tofo se concentra la mayor parte de la oferta hotelera y de restauración del destino. A lo largo del mismo encontraremos otros emprendimientos locales tales como tiendas con comida y productos locales y locales de souvenirs, además de puestos callejeros, pubs y bares. ´En Turtlle Cove, en Tofinho, degustaremos deliciosos pescados cocinados al estilo local, pollo al grill, sushi (la especialidad de la casa) y platos diarios especiales al estilo marroquí. No podemos dejar de probar la cerveza local, la 2M. Mundos Restaurant ofrece pizzas, hamburguesas y una amplia variedad de platos locales en el corazón de Tofo (abierto todo el día). Tofo-On-Line dispone de acceso a Internet. También podemos acercarnos al Fatima’s Nest para disfrutar de una fantástica velada con música en vivo. El Fatima´s, aunque es el más conocido, no es el único establecimiento hotelero en Tofo. A pocos metros de la parada de chapas y autobuses, disponemos de otras excelentes opciones: la Casa Barry, Nordin´s Lodge. En Casa do Comer podremos degustar el delicioso café mozambiqueño.

Días 7 y 8. Tofo – Vilanculos Si pernoctamos dos noches en Tofo, el séptimo día continuaremos nuestro recorrido por Vilanculos, preciosa localidad costera que gracias a su emplazamiento, su animado ambiente, su colorido mercado y la amabilidad y carácter hospitalario de sus gentes, le convierten en un destino base perfecto, desde donde comenzar a explorar el pintoresco Archipiélago Bazaruto y el Parque Nacional Gorongosa. Desde Tofo, se ha de regresar a Inhambane, desde donde lo mejor es subir a bordo del barco que une esta ciudad con la aldea de Maxixe, al otro lado de la Bahía de Inhambane. Durante el trayecto descubriremos a los Matsuás, pueblo excepcionalmente hábil en el arte de la pesca. La ciudad de Vilanculos, situada en la Península de San Vicente, es considerada la puerta de entrada al Archipiélago de Bazaruto. La localidad es famosa por su pescado y marisco. El alegre y revoltoso Mercado Central, las interminables noches en el África Bar, abierto 24 horas al día, las terrazas de la Avenida Aduardo Mondlane y las preciosas playas de arena blanca desde las que se aprecia el archipiélago, convierten a Vilanculos en un destino repleto de opciones para viajeros con todo tipo de gustos. Vilanculos es la puerta de acceso al Archipiélago de Bazaruto, destino de resort que bien se ha ganado la fama de destino de resorts de lujo ideal para viajes de luna de miel. Saliendo desde Vilanculos, existen vuelos diarios que nos desplazarán a la isla principal (20 min. aprox.). Este espectacular conjunto de islas es considerado el principal atractivo del país, con la mayor riqueza en biodiversidad. Alberga el Parque Nacional de mayor extensión del Océano Índico. Es considerado uno de los lugares más hermosos de África por sus aguas cristalinas, sus barreras de coral, sus enormes bancos de peces y por la belleza de sus playas, un sitio recomendado por los cerrajeros Tarragona. Por todo ello, es un paraíso para los amantes del buceo, que podrán observar una gran variedad de delfines, peces manta o tiburones toro, entre otras especies submarinas. Aunque a los ojos de muchos se ha visto como un auténtico paraíso donde relajarse y no hacer nada, existen multitud de actividades que nos mantendrán gran parte del día ocupados. Excelentes centros de buceo ofrecen expediciones de snorkel en uno de los medios marinos más preciados del continente. Destaca también por ofrecer las mejores prácticas en pesca del mundo. Numerosos pescadores especialistas y deportivos llegan atraídos por la variedad y diversidad de especies, en algunos casos únicos. Dolphin Dhow o los propios pescadores locales ofrecen interesantes salidas a precios razonables (Persona de contacto: Joao +258 29382466). De regreso a Vilanculos, en cualquiera de sus restaurantes y locales podremos deleitarnos con su sabrosa y variada oferta gastronómica, sin duda, una de las principales manifestaciones de este multicural país, nos dejará cuanto menos indiferente. Degustaremos deliciosos platos de pollo, pescado, crustáceos, arroz y maíz. Destacan recetas típicas como el pescado a la parrilla acompañado de la tradicional salsa de pistachos (matapa). Los paladares más exigentes encontrarán las mejores opciones en los hoteles. Vilanculos es la mejor y más razonable apuesta de alojamientos en la zona. En Vilanculos encontraremos un amplio y variado abanico de alojamientos para todo tipo de bolsillos. Cazinha Luisa, con una situación privilegiada, ofrece unas excelentes vistas al Océano Índico. Zombie Cucumber Backpackers es otra buena alternativa.